You are here
Home > Blog >

GAMEFEMÉRIDE – TWISTED METAL

El género “Combat Cars” muchas veces es dejado en el olvido y son pocos los títulos pertenecientes a éste los que logran destacar. Hoy recordamos a uno de los mejores, lanzado originalmente en noviembre de 1995 para el primer PlayStation, y cuyos personajes y vehículos se convirtieron rápidamente en referentes de la industria. ¿Su nombre? “Twisted Metal”.

En aquel tiempo la consola de Sony vivía sus primeros meses de gloria, por lo que necesitaba de desarrolladoras con la capacidad de generar franquicias que estuvieran a la altura de los juegos de sus competidores. SingleTrac fue una de éstas, y aprovechó la libertad creativa que se le otorgó para hacer un título que fue muy bien recibido por los gamers.

En “Twisted Metal” participabas en la décima edición de un torneo a muerte, librado por competidores bastante locos a bordo de diferentes autos que también resaltaban por su diseño. El ganador del torneo podía pedir cualquier deseo y le sería concedido; pero para poder lograr esto debías superar bastantes niveles llenos de armas, combates a toda velocidad y explosiones. Sí, en este juego te olvidabas de formalismos y simplemente pisabas el acelerador a fondo mientras intentabas destruir a todo lo que se movía, para quedarte con la victoria.

“Twisted Metal” no fue un juego que destacara por sus aportaciones o innovaciones tecnológicas, y hasta tenía varios errores que serían inaceptables en un juego que presume de ser bueno. Pero hizo algo que logró que los gamers se olvidaran de esto, y en Zero Control hemos repetido hasta el cansancio que es la característica más importante en un videojuego: era MUUUUUY divertido. Tanto, que fue capaz de iniciar una franquicia que muchos años después, sigue siendo exitosa.

Datos que creemos que deberías conocer sobre “Twisted Metal”:

  • En este juego conocimos a varios personajes y vehículos que hasta la fecha son recordados. Como Dark Side y su camión, Mr. Grimm y su motocicleta, o Yellow Jacket y su taxi.
  • Pero, sin duda, el personaje que más impacto causó fue Sweet Tooth; el loquísimo payaso con la cabeza en llamas, a bordo de su igual de loco camión de helados.
  • Había 12 vehículos diferentes, todos con distintas capacidades de velocidad, resistencia y ataque. Cada uno también tenía un movimiento/ataque especial que los diferenciaba del resto.
  • Los personajes tenían historias. Estaban desde los secuaces de Calypso (creador del torneo), hasta el policía infiltrado que buscaba terminar con la competición.
  • Tenías munición infinita, aunque tu arma principal podía recalentarse y dejar de funcionar por un momento.
  • Además, en los escenarios, que estaban situados en Los Ángeles, encontrabas diferentes items para acabar con tus rivales. Como misiles, charcos de aceite, minas explosivas y clavos.
  • La música fue uno de sus apartados más destacados, ya que durante un mismo nivel podía variar dependiendo de en qué momento de la batalla te encontrabas.
  • Se tenía pensado mostrar videos “Live Action” para los finales de cada personaje, pero la idea se desechó por las limitantes de la memoria y porque las imágenes podían resultar muy fuertes para algunos jugadores. Estos videos sí se mostraron en ediciones posteriores.
  • “Twisted Metal” no tuvo el eco que merecía en los medios especializados, pero con las recomendaciones “de boca en boca” logró vender más de un millón de copias y convertirse en un videojuego de culto.
  • Ha tenido varias entregas para las diferentes generaciones, pero, para muchos, la primera sigue siendo la mejor.
Top